Mito de las Carreras

En Latinoamérica siempre han existido diversos mitos y leyendas sobre apariciones fantasmas en las carreteras. Esto, según expertos en los temas paranormales, a fallecimientos inesperados en las vías debido a trágicos accidentes automovilísticos.

Por ejemplo: En Venezuela hay una región en los Andes (Cerca de Colombia) donde son frecuentes los accidentes de tránsito en las carreteras debido a sus complicadas curvas y pendientes. El mito cuenta que en los bordes de estas vías se pueden visualizar durante las noches, las almas en pena de los fallecidos trágicamente, quienes se encuentran vagando, esperando a que llegue la que se suponía sería su fecha de muerte natural, para así descansar en paz.

Muchos conductores han contado que mientras van rodando por estos sitios, ven personas vestidas con ropa rota, llena de sangre y a veces con heridas profundas, incluso mutilaciones, pero cuando se detienen para ayudar y auxiliar no hay nada, la persona desaparece. Presumimos que esto se debe a que las almas quedan expuestas con la misma ropa con la que fallecieron, incluso meses o años después.

No obstante, nunca se ha escuchado que alguien haya sido atacado o acosado por alguna de estas ánimas en pena, de hecho, se presume que se aparecen para ayudar a los conductores perdidos, bebidos o que están próximos a sufrir un accidente, pues la impresión de haber visto un “fantasma” logra que tomen mayor cuidado al conducir.

Es un mito, un poco tenebroso, pero que nos deja saber que las almas que fallecen de manera trágica no siempre se quedan en el “limbo” con el objetivo de molestar a las personas, sino que intentan –en algunos casos- ayudar y prevenir muertes como las suyas.

También, se han reportado casos de estas apariciones en Colombia, Argentina, España, Brasil, México e incluso en países más escépticos como Estados Unidos de América.
Mito de las Carreras

La zona del silencio

Recuerdo mucho una de las historias que mi madre me contaba de pequeño, y era el mentado lugar que se conocía como zona del silencio, algo que nunca entendí, hasta aquel día que fuimos toda la familia y de la cual me quedo una experiencia. algo que no olvidare jamas.

La zona del silencio

Era el año de 1998, yo tenia alrededor de 25 años y mi hermana aun era una adolescente, en una de las salidas de Monterrey rumbo a la ciudad de Torreón, decidieron ir a conocer, lo que tantas veces nos platico mi madre, que era una zona en la que las brújulas no funcionaban, que era un lugar en donde caían muchos meteoritos, y lo mas raro, el sitio si estabas a unos metros no podrías escuchar lo que la otra persona te decía, como si no existiera el eco.

Salimos de Torreón algo tarde, pero no queríamos perder la experiencia de conocer un lugar tan místico, después de llegar al desierto, que en realidad es una zona desértica, y no notar muchas de las cosas que mi madre nos contaba, partimos ya anocheciendo, rumbo a nuestra ciudad, pero algo nos llamo mucho la atención, fueron unas luces que en el cielo formaban triángulos, luego se separaban, para volver a juntarse.

Sabíamos que eso no podría ser helicópteros, por el movimiento tan rápido que hacían, aparte de que se juntaban y se volvían una sola luz, a lo lejos, vimos que emitieron una luz hacia el suelo, como si buscaran algo, lo que nos asusto demasiado.

Creemos que fuimos testigos, de un avista-miento de un objeto volador no identificado, y que ese lugar sirve de algo a esos ovnis, por el magnetismo que existe en el lugar, desde ese momento hasta el día de hoy, creo que si hay vida en otros planetas.

Mi encuentro cercano con un ovni

Recuerdo bien ese día, circulando por la carretera ya de madrugada, con el cansancio haciendo estragos en mi salud, pero quería llegar mejor a mi destino, que quedarme a dormir en medio de la nada en esa carretera solitaria, que tenia de circular para llegar a mi hogar.

ovni levantando animales

La luna ayudaba a que no fuera una noche negra, como en otras ocasiones, pero tambien, deslumbraba mis ojos ya cansados, de tanto manejar, en la sierra que tenia a mi lado, todo era una total oscuridad, pero no esa noche, ese día nada seria igual que los demás.

Una luz se veía, que circulaba en la montaña, pero de donde podría llegar ese tipo de luz, si no se veía quien era el que lo emitía, aparte un helicóptero, buscando a alguien, a esas horas de la madrugada, no podría ser viable.

La ausencia de ruido, hizo que me asustara cada vez mas, y que la luz esa que buscaba afanosa mente algo en la tierra árida, me asusto mucho mas, lo que vi después me dejo petrificado, un animal de granja, lo vi elevarse junto con esa luz, seguro era un becerro o un marrano, por lo lejos no se distinguió bien, pero eso hizo que apretara el acelerador, era un “ovni” del que tanto me habían hablado.

Ahora al tratar de escapar, he llamado su atención, que hago dios mio, viene hacia mi, mi familia me espera en mi casa y yo que he decidido, circular a estas horas de la noche, no me volverán a ver, ayúdame gritaba sin cesar.

Empece a ver la luz que circulaba en la carretera, venia hacia mi no había duda, y pensando, si ese animal de cientos de kilos, no opuso resistencia, menos yo, en eso estaba, cuando desperté en el paradero del entronque que va en la carretera, ya de madrugada, me acorde, que había decidido que lo mejor era circular, ya amaneciendo, que pasar por esa carretera ya de madrugada.

Mi alivio llego, y sabia que mi familia me esperaba, prendí el vehículo y partí hacia mi destino, todo había sido un mal sueño, o al menos así lo pensé, ya que cuando vi mi brazo, un lunar extraño como si fuera un tatuaje, y que no me acuerdo tener, apareció, quizás fui victima de un secuestro, y no era lo que buscaban y me regresaron a mi automóvil,quizás…

Mito Aracne

Mito Aracne

Los mitos les fascinan a los niños pequeños, porque cuentan historias de otras épocas, y de aventuras que hoy en día ya no se ven como antes. Para compartir con ellos estas historias maravillosas, es necesario adaptarlas, para convertirlas en versiones resumidas y simplificadas de los mitos tradicionales. Logrando así que puedan entenderlas mejor, porque se está transmitiendo en ellas las creencias de un pueblo.

De entrada les llaman mucho la atención los personajes con poderes sobrenaturales, así que es bueno empezar con mitos infantiles que los contenga, en esta ocasión, hablaremos de dioses griegos, los cuales perteneces a una de las mitologías más ricas.

El mito de Aracne, nos dice que ella era una de las mejores tejedoras de Grecia, hacia tan bellos bordados que la gente creía que la diosa Atenea, patrona de los artesanos, la había bendecido.

Pero Aracne tenía un gran defecto, era tan vanidosa, que no le fue suficiente presumirse como la mejor tejedora del mundo. Sino que llegó a compararse con la misma diosa Atenea y la retó a un concurso, para saber cuál de las dos tejía mejor.

La diosa Atenea quiso darle una lección a Aracne y bajó desde el Olimpo a la Tierra para aceptar su reto.

Pasaron todo el día tejiendo, al terminar; la tela de Atenea mostraba a los dioses en todo su esplendor, mientras que en la tela de Aracne, todos se veían como locos borrachos. El trabajo de la chica era muy insultante, así que Atenea lo rompió.

Aracne comprendió entonces que había ofendido a los dioses, sintió mucho miedo y vergüenza, y quiso castigarse a sí misma colgándose de una viga del techo. Pero la diosa Atenea se apiadó de ella, le salvó la vida, y le propinó al mismo tiempo un castigo. La convirtió en araña, condenada a tejer para el resto de los tiempos.

Visto en http://www.cuentoscortos.info/

Ovni en la ciudad de torreon

Esta historia le paso a mi madre, que en paz descanse, recuerdo que cuando me lo contaba, sus ojos desorbitados por recordar tales eventos, parecían que se le querían salir, la piel se le erizaba y contaba su anécdota como si le hubiera pasado un día antes.

ovni tubular

Esto sucedió en el año de año de 1964, mi madre tenia apenas 12 años, pero se juntaba, con todos los vecinos de la cuadra a hablar, de lo que les espantaba en aquellos años, que eran las brujas que se decía, aparecían muy seguido por la comarca lagunera.

Recuerdo bien sus palabras, – Estábamos afuera de la casa, y platicando mis dos amigas y 3 amigos, de mi misma edad, a las 9 de la noche, que eran como las dos de la mañana de nuestra época, hablábamos del secuestro de uno de los niños, de la colonia pegada a la de nosotros.

Todos preocupados, ya que decían que los padres, habían tratado de arrebatar les a las brujas, a la bebe, que se llevaban, pero una luz inmensa de color rojo como la luz de neo, acabo por quemar los brazos del padre, que aun conservaba las marcas de tal acontecimiento.

En eso estábamos platicando, cuando en el árbol grande que estaba atrás de la casa mía y de una de mis amigas que también era vecina, se empezó a aparecer una luz, algo de color rojizo, tirando le a morado, que parecía un cigarro, grande, de algunos 20 metros de longitud, se postro en el nogal inmenso que tenia la vecina de atrás de nuestra casa.

Asustados, por lo que precisamente acabábamos de platicar, no dábamos crédito, de lo que veíamos, era lo mismo que había platicado el padre de esa bebe que le habían secuestrado.

Al levantarnos todos, para ver con mas claridad, el objeto no identificado, intensifico su color, hasta empezar a calar en la cara, no sabíamos si era calor o lo inmenso de su color, lo que no nos permitía seguir observando a dicho objeto.

Entonces ahí se aclaro, lo que habíamos escuchado, del secuestro de esa niña, no era producto de una bruja, como lo contaban, si no la abducción de un ovni de la que tanto se conoce en la actualidad.

Espero que esta historia, haya sido de su agrado.